Mi perro no come pienso

Publicado el Por admin

¿por qué mi perro no come su comida pero sí las golosinas?

Para la mayoría de los perros, la hora de comer es su momento favorito del día. Por lo tanto, puede ser preocupante para los dueños de mascotas cuando su perro no come, o su apetito parece haber disminuido. Por suerte, las razones más comunes son fácilmente solucionables, especialmente si su perro no come pero parece estar bien. A continuación le explicamos por qué su perro puede haber perdido el apetito y cómo conseguir que vuelva a comer.
Al igual que usted y yo, los perros pueden sufrir estrés, lo que puede afectar al apetito. (Hola, ¿Dieta de ruptura?) Hay una variedad de razones por las que su perro puede estar experimentando estrés. Un nuevo miembro de la familia -animal o humano- o un nuevo trabajo para usted, o incluso unos pocos días de tener personas de servicio alrededor es suficiente para estresar a algunos perros. Mantenga un horario lo más familiar posible durante los momentos de cambio y sobrellevarlo. Los perros son capaces de pasar unos días sin comida antes de que sea problemático, siempre que beban agua, así que aguanta y ofrece un poco más de cariño y seguridad. (Y, por supuesto, consulta a tu veterinario si te sientes incómodo). Mientras tanto, asegúrate de que tu perro bebe suficiente agua y al menos come golosinas. Puedes ofrecerle alimentos de alto valor, como pollo hervido, carne de vacuno magra o pescado al natural, si crees que eso puede incitarle a comer. Si su mascota parece estar demasiado estresada, le ofrecemos nuestra guía definitiva para desestresar a los perros, con algunos otros consejos y trucos.

Qué dar de comer a un perro enfermo que no come

Cuando su perro no come, puede ser un momento realmente preocupante. Desgraciadamente, la anorexia o pérdida de apetito puede deberse a una serie de razones. Para determinar el tratamiento que debe aplicarse a su perro, es importante identificar la causa subyacente de la reticencia a comer.
La pérdida de apetito en un perro puede ser un signo de enfermedad, por lo que es importante buscar ayuda veterinaria si nota cambios en los hábitos alimentarios normales de su perro, sobre todo si éste suele comer bien. Es mejor llegar al fondo del problema lo antes posible, ya que si no se trata durante varios días puede provocar deshidratación y desnutrición.
La anorexia verdadera se produce cuando el perro simplemente se niega a comer, lo que suele estar asociado a enfermedades graves. La pseudoanorexia es otro tipo de anorexia que se produce cuando el perro tiene hambre y realmente quiere comer, va al cuenco de la comida, pero no puede comer debido a una dificultad para masticar o tragar.
Si su perro deja de comer durante uno o dos días, pero por lo demás está activo y alerta, entonces está bien vigilarlo inicialmente. Puedes ofrecerle comida casera blanda, como pollo y arroz hervidos, que es una dieta sabrosa pero fácil de digerir. Prueba a calentarla un poco en el microondas, ya que a veces esto les incita a comer. Puedes ofrecerle comidas más pequeñas con más frecuencia. Retira las sobras que no hayan comido en 15 minutos y ofrécelas de nuevo unas horas después. Evita cortar y cambiar la dieta y ofrecer demasiados tipos de alimentos diferentes. A veces, un cambio rápido de comida puede provocar un malestar estomacal, lo que puede complicar las cosas. Tenga cuidado de evitar cualquier alimento tóxico, como la cebolla y el ajo.

El perro no come pero bebe agua

Puede ser muy preocupante que su perro no coma con regularidad. Al fin y al cabo, una dieta sana es una parte fundamental de una vida feliz. Entonces, ¿qué ocurre exactamente cuando su perro se niega a comer? Conozca algunas razones comunes y otras menos conocidas por las que su perro no come.
«Están enfermos», dice Ann Hohenhaus, veterinaria del Animal Medical Center de Nueva York. «No tienes ganas de comer cuando tienes fiebre. Te apetece tumbarte y echarte una siesta. A los perros les pasa lo mismo. A menudo tienen un virus, no comen durante un par de días y luego mejoran».
Aunque mucha gente cree que las enfermedades dentales son las culpables de que un perro no coma, Hohenhaus afirma que es una causa poco frecuente. Pero señala que si el perro tiene un tumor en la boca, eso puede hacer que deje de comer.
«Estaba un poco en huelga de hambre, y creo que era porque su vida estaba al revés», dice Hohenhaus. «Hay dos tipos de personas. Cuando tu vida está trastornada, o comes mucho, o no comes nada porque estás distraído por lo que pasa en tu vida. Yo diría que lo mismo ocurre con los perros».

El perro no come desde hace una semana

La falta de apetito puede deberse a una infección bacteriana o vírica. El parvovirus es una enfermedad común y potencialmente mortal que provoca una disminución del apetito, vómitos y diarrea, que puede ser sanguinolenta. Incluso los perros vacunados pueden contraer parvo. Los gusanos también pueden acabar con el apetito de su perro. Una prueba de muestra fecal de su veterinario es la mejor manera de comprobar si su perro tiene una enfermedad subyacente que pueda estar afectando a su apetito.
Cuando su perro está enfermo, puede rechazar la comida para perros, pero puede aceptar ciertos alimentos para humanos, como cereales blandos o arroz, o alimentos especialmente tentadores como carne, huevos o pescado. Así pues, aunque tu perro coma comida para humanos, puede tener menos apetito porque se siente enfermo. Consulte siempre a su veterinario si el apetito de su perro cambia.
Poca gente parece saber que la comida para perros empieza a estropearse en cuanto se abre. Las croquetas secas están recubiertas de aceites que se ponen rancios, sobre todo cuando se exponen al aire. Esto se convierte en un problema aún mayor si sacas la comida de la bolsa y la guardas en un recipiente, y aún peor si nunca lavas ese recipiente.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad